Mujeres emprendedoras que dinamizan sus municipios: las peluqueras

Artículo sobre mujeres emprendedoras de Dénia que a pesar de los difíciles tiempos que corren para las pequeñas empresas se deciden a abrir negocios y/o a emplear a otras mujeres...

Ahora que está tan de moda lo de ser mujer emprendedora quiero acordarme de mujeres que a lo mejor no tienen un plan de negocio perfecto, ni aspiran a ser directivas de una multinacional… pero que con pequeños negocios dinamizan la economía y la sociedad de sus municipios.

mujeres emprendedoras

Tengo una hermana peluquera y sé lo duro que es este oficio. La he visto trabajar en nochevieja hasta las tantas de la tarde y después salir corriendo sin cenar a acicalar a toda la familia, los amigos, etc. Sé que para ser peluquera hay que tener vocación porque se trabaja mucho, se aguanta más (como todos los trabajos cara al público) y durante muchos años hasta que te creas un nombre, se gana más bien poco.

Por eso sé más o menos la respuesta cuando le pregunto a Tere desde cuándo es peluquera y, como tantas otras que practican el oficio, me comenta que desde siempre. Con solo catorce años ya estaba en una peluquería aprendiendo el oficio y con dieciséis y ya con su título de peluquera en la mano se puso en serio con el tema… y claro, hasta la fecha.

Para hablar con Tere para este artículo he pasado varias veces por la peluquería y parece mentira que abrieran hace apenas un mes porque siempre las he visto de bote en bote trabajando. Tere, por su larga trayectoria, arrastra a sus clientas de toda la vida pero como no se conforma con esto se preocupa por formarse constantemente y actualizar sus técnicas. Me comenta que ahora mismo no para de hacer cursos de alta peluquería con Loreal para enganchar al público más joven con técnicas vanguardistas como las extensiones, las trenzas postizas, la japonesa (alisado permanente) y todo tipo de nuevos tratamientos… preguntando por ahí, solo he oído hablar bien de sus cortes, de su imaginación, de su oficio. Se comenta que es de esas peluqueras “que tienen mano” y a las que les salen las cosas así, naturales y fáciles.

Le hago la pregunta obligada:

¿cómo te has atrevido a tirarte a la piscina de abrir un negocio ahora?

y me encanta su respuesta: irradiando ganas y mucha energía me dice, “fue un poco pensat i fet, aunque en realidad es una idea que siempre había tenido en la cabeza, si lo piensas puede dar un poco de miedo pero después te dices a ti misma: si los demás pueden, ¿por qué no voy a poder yo?. Además somos jóvenes y siempre se puede hacer borrón y cuenta nueva”.

Tere junta en su negocio la peluquería tradicional donde una va fielmente para que no le haga falta ir al psicólogo; la moda y la inquietud por lo nuevo; la atención personalizada (por eso me encanta cuando me dice que “aquí a los clientes, hombres y mujeres, se les escucha primero y después se les asesora en lo que nosotros creemos más conveniente”) y el gusto por el servicio integral. Aquí es donde entra en juego Laura, la esteticista con la que trabaja con la que puedes (además de lo habitual: depilarte, hacerte una limpieza o un masaje) aplicarte lo último en uñas de gel decoradas a mano… así que una entra allí, es escuchada, bien tratada y además sale con un look ajustado a sus necesidades y sin salir del mismo local, que por cierto está precioso en blanco, negro y verde. Yo que tú me cogía una mañanita libre y me dejaba cuidar.

Tere Berenguer Estilistes está en la C/ Senija, 12. 03700 Dénia. Telf: 699 328 473

Deja un comentario